Los nuevos sistemas de vigilancia que equiparán obligatoriamente los coches nuevos a partir de 2022: todo lo que debes saber

Spread the love

.

Los nuevos sistemas de vigilancia que equiparán obligatoriamente los coches nuevos a partir de 2022: todo lo que debes saber

La UE inició en 2019 una revisión del Reglamento de Seguridad General para los nuevos vehículos europeos de forma que, previsiblemente, para 2022 un total de 11 sistemas de seguridad sean obligatorios en los coches nuevos. Entre ellos, la monitorización de la conducción a través del llamado sistema de advertencia de somnolencia y atención del conductor.

El objetivo, dice la Comisión Europea, es vigilar que el conductor no se distraiga con el uso de dispositivos o se quede dormido al volante, pero eso implica que cámaras y sensores nos vigilen.

¿Qué es el sistema de advertencia de somnolencia y atención?

Volvo2

El Reglamento (UE) 2019/2144 del Parlamento Europeo y del Consejo obliga a los vehículos de las categorías M y N a estar equipados con advertencia de somnolencia y atención al conductor (DDAW por sus siglas en inglés) desde el 6 de julio de 2022 para las nuevas generaciones y desde el 7 de julio de 2024 para todos los vehículos nuevos.

Según explica la Comisión Europea, «el DDAW se define como un sistema que evalúa el estado de alerta del conductor a través del análisis de los sistemas del vehículo y, cuando sea necesario, le proporciona una advertencia».

Ce

Escala de niveles de distracción para el sistema DDAW. Fuente: Comisión Europea.

En particular, DDAW debe interactuar y alertar al conductor a través del  interfaz hombre-máquina, activarse automáticamente a velocidades superiores a 70 km/h y funcionar tanto en condiciones diurnas como nocturnas.

Algunos de los sistemas avanzados que se instalarán en todos los vehículos nuevos a partir de 2022 también incluyen la frenada automática de emergencia, asistencia en caso de abandono del carril, asistentes de velocidad inteligentes, cámaras y sensores en la parte trasera para la marcha atrás y un registrador de datos en caso de accidente, la conocida como ‘caja negra’.

La Comisión espera que las medidas propuestas ayuden a salvar más de 25 000 vidas y evitar al menos 140 000 heridos graves para 2038.

Es un paso más hacia la movilidad conectada y automatizada, que exigirá a los fabricantes una inversión extra para equipar a sus modelos de funciones de seguridad avanzadas.

Según el análisis de la Comisión, la propuesta tendría «poco o ningún impacto en el precio de los vehículos nuevos».

¿Cómo funciona esta monitorización?

Para hacernos una idea de cómo funcionan estos sistemas, podemos mirar a Volvo, que ya empezó a introducir cámaras y sensores en los habitáculos de todos los modelos a principios de 2020.

Estos dispositivos de vigilancia controlan los gestos del conductor y permiten que el sistema del vehículo intervenga en caso de que éste no responda a las señales de advertencia, bien por estar distraído o intoxicado con alguna substancia.

«Las cámaras controlarán el comportamiento que pueda provocar lesiones graves o la muerte», explicaba Volvo. El fabricante pone así sobre la mesa el debate de si los fabricantes tienen la obligación de instalar tecnología en los vehículos que cambie el comportamiento de los conductores en aras de la seguridad vial.

Volvo

Fuente: Volvo.

Monitorizan desde el movimiento de los ojos hasta la forma de conducir, y en el momento en el que el sistema advierte que la conducción es errática, brusca o los ojos no se mantienen abiertos, actúa en tres fases:

  1. Señales visuales y acústicas de advertencia.
  2. Reducción de la velocidad.
  3. Parada de emergencia y activación del sistema Volvo On Call para alertar al servicio de asistencia.

Pensemos también en Tesla, cuyo Autopilot exige que se mantengan las manos en contacto con  el volante.

Qué implica la obligación de nuevos sistemas de vigilancia en el coche

Coche

Para los fabricantes. Deberán realizar pruebas de validación con participantes humanos, ya sea en un vehículo de prueba o en un entorno simulado. Después deberá presentar a las autoridades y servicio técnicos la documentación y los resultados de dichas pruebas, de forma que el sistema cumpla con los requerimientos de Bruselas.

En los últimos años, la Comisión Europea ha llevado a cabo una investigación detallada de los sistemas DDAW, incluidas las consultas con varios fabricantes de vehículos y componentes que han desarrollado dichos sistemas, para ayudarlos a desarrollar requisitos técnicos detallados y procedimientos de prueba.

Si bien hay sistemas como el Asistente de Velocidad Inteligente -también obligatorio para 2022- que están presenten en la mayoría de modelos nuevos, este sistema de monitorización por cámaras y sensores no es habitual en todos los segmentos.

A pesar de que la Comisión no prevé un aumento de los costes para el consumidor, los fabricantes deberán hacer frente a una inversión tecnológica extra que puede no ser viable para mediados de 2022.

Volvo

Para los consumidores. El hecho de que sea una empresa privada la que nos está vigilando pone sobre la mesa el debate de la privacidad y de qué hacen las corporaciones con nuestra información y cuál es el propósito final.

Un buen ejemplo es el de los trabajadores de Amazon, que tienen que aceptar ser vigilados mediante cámaras durante sus trayectos, aludiendo a sentimientos de paranoia y sobre todo presión.

En el caso del DDAW, no será posible para el conductor desactivar el sistema de forma manual, pero sí las alertas emitidas a través de la interfaz del vehículo.

En Motorpasión | Si buscas un coche eléctrico de segunda mano estas son nuestras recomendaciones: del Renault ZOE al Tesla Model S


La noticia

Los nuevos sistemas de vigilancia que equiparán obligatoriamente los coches nuevos a partir de 2022: todo lo que debes saber

fue publicada originalmente en

Motorpasión

por
Victoria Fuentes

.

Fuente: Victoria Fuentes

Translate Website's Button
Feedback